Versículos

Versículos Bíblicos Sobre la Gracia de Dios

Versículos de la Biblia sobre la Gracia
Versículos de la Biblia sobre la Gracia

Juan 1:16

De su plenitud todos hemos recibido gracia sobre gracia,

Juan 1:17

Pues la ley fue dada por medio de Moisés, mientras que la gracia y la verdad nos han llegado por medio de Jesucristo.

2 Corintios 12:9

Pero él me dijo: «Te basta con mi gracia, pues mi poder se perfecciona en la debilidad». Por lo tanto, gustosamente haré más bien alarde de mis debilidades, para que permanezca sobre mí el poder de Cristo.

Hechos 6:8

Esteban, hombre lleno de la gracia y del poder de Dios, hacía grandes prodigios y señales milagrosas entre el pueblo.

Romanos 3:24

Pero por su gracia son justificados gratuitamente mediante la redención que Cristo Jesús efectuó.

Efesios 2:4-5

Pero Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor por nosotros, 5 nos dio vida con Cristo, aun cuando estábamos muertos en pecados. ¡Por gracia ustedes han sido salvados!

Efesios 2:4-5

Pero Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor por nosotros, 5 nos dio vida con Cristo, aun cuando estábamos muertos en pecados. ¡Por gracia ustedes han sido salvados!

Efesios 3:8

Aunque soy el más insignificante de todos los santos, recibí esta gracia de predicar a las naciones las incalculables riquezas de Cristo,

Efesios 4:7

Pero a cada uno de nosotros se nos ha dado gracia en la medida en que Cristo ha repartido los dones.

1 Timoteo 1:14

Pero la gracia de nuestro Señor se derramó sobre mí con abundancia, junto con la fe y el amor que hay en Cristo Jesús.

Números 6:24-26

El Señor te bendiga y te guarde; el Señor te mire con agrado y te extienda su amor; el Señor te muestre su favor y te conceda la paz. (Números 6:24-26)

Hebreos 4:16

Así que acerquémonos confiadamente al trono de la gracia para recibir misericordia y hallar la gracia que nos ayude en el momento que más la necesitemos.

Génesis 6:8

Pero Noé contaba con el favor del Señor.

Salmos 45:2

Tú eres el más apuesto de los hombres; tus labios son fuente de elocuencia, ya que Dios te ha bendecido para siempre.

Juan 1:14

Y el Verbo se hizo hombre y habitó entre nosotros. Y hemos contemplado su gloria, la gloria que corresponde al Hijo unigénito del Padre, lleno de gracia y de verdad.

Romanos 5:17

Pues, si por la transgresión de un solo hombre reinó la muerte, con mayor razón los que reciben en abundancia la gracia y el don de la justicia reinarán en vida por medio de un solo hombre, Jesucristo.

Romanos 5:20

En lo que atañe a la ley, esta intervino para que aumentara la transgresión. Pero, allí donde abundó el pecado, sobreabundó la gracia,

Romanos 6:15

Entonces, ¿qué? ¿Vamos a pecar porque no estamos ya bajo la ley, sino bajo la gracia? ¡De ninguna manera!

Hebreos 4:16

Así que acerquémonos confiadamente al trono de la gracia para recibir misericordia y hallar la gracia que nos ayude en el momento que más la necesitemos.

1 Pedro 1:10

Los profetas, que anunciaron la gracia reservada para ustedes, estudiaron cuidadosamente esta salvación.

2 Corintios 8:9

Ya conocen la gracia de nuestro Señor Jesucristo, que, aunque era rico, por causa de ustedes se hizo pobre, para que mediante su pobreza ustedes llegaran a ser ricos.

Gálatas 1:15

Sin embargo, Dios me había apartado desde el vientre de mi madre y me llamó por su gracia. Y, cuando él tuvo a bien

Gálatas 1:15

Sin embargo, Dios me había apartado desde el vientre de mi madre y me llamó por su gracia. Y, cuando él tuvo a bien

2 Tesalonicenses 2:16

Que nuestro Señor Jesucristo mismo y Dios nuestro Padre, que nos amó y por su gracia nos dio consuelo eterno y una buena esperanza,

2 Timoteo 1:9

Pues Dios nos salvó y nos llamó a una vida santa, no por nuestras propias obras, sino por su propia determinación y gracia. Nos concedió este favor en Cristo Jesús antes del comienzo del tiempo;

Tito 2:11-13

En verdad, Dios ha manifestado a toda la humanidad su gracia, la cual trae salvación y nos enseña a rechazar la impiedad y las pasiones mundanas. Así podremos vivir en este mundo con justicia, piedad y dominio propio,  mientras aguardamos la bendita esperanza, es decir, la gloriosa venida de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo.

Tito 3:7

Así lo hizo para que, justificados por su gracia, llegáramos a ser herederos que abrigan la esperanza de recibir la vida eterna.

Lea También:

Suscríbete a nuestro nuevo ”Canal de Youtube”. Dale me gusta, dejar tus comentarios y compartir este hermoso proyecto.

Ver comentarios

  • LEONEL MUÑOZ dice:

    Bendiciones: Falta un texto que es demasiado corto en la biblia. Y tiene que ver con
    Lc 17.32. <>
    Para considerar. Gracias. Dlb mucho

  • Damaris Atencio dice:

    Dios gracias, gracias, gracias.

  • Pedro Cerpa dice:

    Alabado sea el Señor porque siempre sale a nuestro encuentro en los momentos de dudas y temores. Gracias a ustedes quienes han obedecido para bendecirnos.