Versículos Sobre El Afán y La Ansiedad

Ansiedad, depresión, depresion, Versículos de Ansiedad, versiculos de ansiedad, desesperación, desesperacion, presión, presion, social, emocional, mental, miedos, incertidumbre, Dios responde, Dios te habla, Dios te ayuda, Dios te consuela, Dios sana

La Ansiedad se puede definir como un repetitivo sentimiento de angustia, miedo e inquietud que conduce a un ataque de pánico incontrolable en cuestión de pocos minutos; Este sentimiento se vuelve cada vez más cotidiano e incontrolable.

En el mundo hay muchos tipos de ansiedades que nos llevan a varios tipos de conducta, cayendo incluso en la depresión, lo mejor es buscar ayuda para ser tratada de la forma correcta por un profesional a cargo.

Sea cual sea el tipo de ansiedad que se sufre, Dios siempre está ahí para ayudarnos y reconfortar nuestra alma, nuestra mente y nuestro cuerpo.

Aquí te doy 15 Versículos Bíblicos Sobre la Ansiedad que espero en Dios puedan ayudarte en el combate sobre la Ansiedad y tener la victoria porque Dios es más fuerte que cualquier enfermedad y TÚ cuentas con Él.

Josué 1:9

Ya te lo he ordenado: ¡Sé fuerte y valiente! ¡No tengas miedo ni te desanimes! Porque el SEÑOR tu Dios te acompañará dondequiera que vayas.

Salmos 23:4

Aún si voy por valles tenebrosos, no temo peligro alguno porque tú estás a mi lado; tu vara de pastor me reconforta. (Salmos 23:4)

Hebreos 11:1

Ahora bien, la fe es la garantía de lo que se espera, la certeza de lo que no se ve. (Hebreos 11:1)

1 Corintios 10:13

Ustedes no han sufrido ninguna tentación que no sea común al género humano. Pero Dios es fiel, y no permitirá que ustedes sean tentados más allá de lo que puedan aguantar. (1 Corintios 10:13)

Más bien, cuando llegue la tentación, él les dará también una salida a fin de que puedan resistir.

Mateo 19:26

Para los hombres es imposible, aclaró Jesús, mirándolos fijamente, más para Dios todo es posible. (Mateo 19:26 )

Romanos 8:26-28

Así mismo, en nuestra debilidad el Espíritu acude a ayudarnos. No sabemos qué pedir, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos que no pueden expresarse con palabras.

Y Dios, que examina los corazones, sabe cuál es la intención del Espíritu, porque el Espíritu intercede por los creyentes conforme a la voluntad de Dios.

Ahora bien, sabemos que Dios dispone todas las cosas para el bien de quienes lo aman, los que han sido llamados de acuerdo con su propósito. (Romanos 8:26-28)

1 Pedro 5:7

Depositen en él toda ansiedad, porque él cuida de ustedes. (1 Pedro 5:7)

Isaías 26:3

Al de carácter firme lo guardarás en perfecta paz, porque en ti confía. (Isaías 26:3)

2 Timoteo 1:7

Pues Dios no nos ha dado un espíritu de timidez, sino de poder, de amor y de dominio propio. (2 Timoteo 1:7)

Mateo 11:28-30

Vengan a mí todos ustedes que están cansados y agobiados, y yo les daré descanso. Carguen con mi yugo y aprendan de mí, pues yo soy apacible y humilde de corazón, y encontrarán descanso para su alma. Porque mi yugo es suave y mi carga es liviana. (Mateo 11:28-30)

Hebreos 13:5

Manténganse libres del amor al dinero, y conténtense con lo que tienen, porque Dios ha dicho: Nunca te dejaré; jamás te abandonaré. (Hebreos 13:5)

Salmos 34:4

Busqué al Señor, y él me respondió; me libró de todos mis temores. (Salmos 34:4)

Filipenses 4:6-7

No se inquieten por nada; más bien, en toda ocasión, con oración y ruego, presenten sus peticiones a Dios y denle gracias.

Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, cuidará sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús. (Filipenses 4:6-7)

Filipenses 4:13

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece. (Filipenses 4:13)

Proverbios 12:25

La angustia abate el corazón del hombre, pero una palabra amable lo alegra. (Proverbios 12:25)

¿Te ha sido de utilidad este articulo?
[Total: 1 Average: 5]

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *